twitter_sm.pngfacebook_sm.png

youtube_sm.pngflickr_sm.png

BotonCumbreamarilla01.png

Encabezado_parte_derecha_web_MP.png

Por: Julio Pulido

Destino: El Destino

Directo por la Avenida Caracas hasta el portal  de Usme, cruzas el túnel para esperar el alimentador que va para El Virrey, estás pendiente y te bajas en la séptima parada (calle 132A – Sur), preguntas por los colectivos que van para la vereda El Hato antes de llegar al Sumapaz y te bajas en el colegio de la vereda El Destino.  Indicaciones de terror  para quien transita día a día en la comodidad de una sola ruta de no más de 15 minutos.

 Recorrer  Bogotá a lomo de apretones es, sin embargo, una aventura. En cada recorrido una historia: la mano de un joven sobre las nalgas de su desconocida pero alerta vecina, las madres adolescentes, sus trastos y sus hijos sin futuro, el vendedor que arenga entre dulces y salmos, mi acompañante y su trasnocho tímido.

Screen_Shot_2013-10-30_at_8.13.11_AM.png

Bogotá rural

Bogotá abarca 163.659 hectáreas de las cuales 122.271 son rurales. Casi el 80% de Bogotá es rural, sin embargo es común la mueca de quienes escuchan que en el centro político y administrativo del país existen, en datos del observatorio rural de Bogotá,  51.203 campesinos.

Usaquén, Chapinero, Santa Fe, San Cristóbal, Usme, Ciudad Bolívar, Sumapaz y Suba son las localidades en las que se concentra la población que convive con algo distinto al negro pavimento y gris concreto que usualmente describe Bogotá.

83.900 hectáreas son áreas protegidas de las que se destacan el Parque Nacional Natural del Sumapaz, considerado el páramo más grande del mundo.

Foto_el_destino_2.jpg

El porcentaje y el impacto de lo producido en las 163.659 hectáreas rurales de Bogotá en la ciudad y en el país no se ha sistematizado de forma completa hasta el momento, sin embargo, la riqueza natural del área constituida por paisaje de páramo; bosque alto andino y matorrales; plantaciones forestales; pastos y cultivos como hortalizas, café, caña de azúcar, panela, cacao, papas, uchuvas, cereales, yuca, plátano, ñame, arroz, maíz y hasta banano -Observatorio Rural de Bogotá- son innegables.

Asamblea Campesina

El bus avanza dejando atrás lo conocido y de repente el verde, los muchos verdes, las montañas como hechas a retazos, las vacas y sus olores, las minúsculas casas y sus chimeneas entran a escena y describen la certeza: campesinos en Bogotá.

Foto_el_destino_3.jpg

En la escuela de El Destino, una de las más antiguas en la ruralidad de la localidad de Usme, se lleva a cabo la Primera Asamblea Campesina de Bogotá. Cerca de 400 enruanados  discuten  sus principales problemas y proyectan propuestas de solución.

foto el destino 44

 

Desde Chapinero, Santa Fe, San Cristóbal, Usme, Ciudad Bolívar, Sumapaz y Suba han llegado a la reunión, sus manos grandes y piel curtida por el arado y el ordeño se han encontrado, han hallado la unidad, han discutido sus problemas y han escrito sus propuestas.

“Nos encontramos hoy, ya nos habíamos encontrado en el Paro Nacional Agrario, hemos reafirmado que el territorio rural es un espacio fundamental en la articulación de la región” plantea como conclusión Misael Baquero y concluye “siempre hemos estado pero siempre nos han olvidado (…) ya nos cansamos, nos estamos organizando para exigir nuestros derechos, nos articulamos al movimiento campesino nacional y con ellos nos movilizaremos en el momento que sea necesario” 

Al final de la jornada el alborozo en los rostros y comentarios evidencia un paso adelante en la organización de un sector que se ha mantenido a la sombra de los cerros tutelares de Bogotá.

foto el destino 5

 

Fotos: Diana Betancourt y Julio Pulido

 

Comunicado final de la Asamblea

Campesinos de Bogotá se organizan

Video

 

 

Por la Segunda y Definitiva Independencia