La coordinación social y política Marcha Patriótica, a diario denunciamos y repudiamos el incremento y sistematicidad de la violencia socio política en contra de comunidades y pueblos en los territorios urbanos y rurales de nuestro país, en donde hemos evidenciado el incremento de los asesinatos, masacres, amenazas, atentados, desplazamientos forzados y la estigmatización, represión desmedida e infiltración con fines de sabotaje a la legitima protesta social.

Condenamos el asesinato del estudiante de derecho Javier Ordóñez, a quien agentes de policía torturaron con choques eléctricos a pesar de las súplicas para que se detuvieran. Un crimen de Estado que, en vez de merecer una reflexión gubernamental, se convirtió en el detonante de una nueva masacre en las calles de Bogotá, luego de dos días de protestas ciudadanas, la policía disparando armas de fuego, golpeando y agrediendo a manifestantes y transeúntes en distintos puntos de la ciudad, y entregando armas de fuego a civiles, asesinó a diez jóvenes, dejó heridas a más de 260 personas, y se sabe de cientos de detenciones arbitrarias.

Esto no es casualidad. Desde que Iván Duque asumió la presidencia, y regresó el uribismo al poder, han sido asesinados 177 personas líderes sociales y defensoras de derechos humanos, 148 excombatientes en proceso de reincorporación, y en el año 2020 se han producido 56 masacres. Lo que ocurre en todo el territorio es la desviación fanática del gobierno, por la guerra, por la represión, y por el uso de la violencia en contra de la sociedad.

Llamamos a la sociedad a movilizarse, a participar y acompañar las distintas jornadas de indignación que se convoquen, y fundamentalmente en las jornadas de movilización nacional del 14 y el 21 de septiembre, con el autocuidado para impedir contagios, y con la solidaridad popular para impedir más violaciones estatales a los derechos humanos. Las calles están hablando, existe rebeldía e indignación que permite proyectar la continuación de un gran paro nacional. Acciones que deben tener como respuesta la unidad de los sectores democráticos del país. La respuesta a la valentía social y a la inconformidad popular es presentar una propuesta política de cambio que reúna la diversidad de opiniones, con el firme propósito de derrotar al sector violento que hoy gobierna al país.

La masacre de que fueron víctimas los jóvenes bogotanos en la noche del #9S, junto a la muerte de los cientos de jóvenes en las masacres ocurridas en las pasadas semanas, refuerzan la idea de luchar por otro país, donde la juventud sea respetada y cuidada, porque representan el futuro. No queremos más jóvenes asesinadas y asesinados, no más terrorismo de Estado.

Nos unimos a las voces que exigen una reforma urgente y de fondo de las fuerzas militares, y la reforma o modificación absoluta de la policía. Instituciones que siguen viendo a la población como el enemigo interno, y no cumplen su papel de resguardar los derechos constitucionales de los ciudadanos.

¡Por la segunda y definitiva independencia!

Comité Operativo Nacional
Marcha Patriótica

Pin It on Pinterest

Share This
Comunicación Comunicados Basta de terrorismo de Estado en Colombia