Tres escenarios de movilización y resistencia se desarrollan en el País: la movilización estudiantil exigiendo garantías y el compromiso del Gobierno con la educación superior pública, las movilizaciones campesinas en el Catatumbo ante el reclamo de que se incluyan los municipios de El Zulia y Cúcuta en el PNIS y se implementen estrategias de sustitución de cultivos de uso ilícito con la comunidad que manifiesta su voluntad de generar un proceso integral, gradual y concertado, y la Asamblea Legislativa Popular y de los Pueblos escenario de unidad de diversas expresiones del movimiento social del país y en donde se acordó una ruta para contribuir a dar un salto cualitativo hacia la unidad estratégica del campo popular y democrático, a partir del reconocimiento de las experiencias e iniciativas de coordinación y articulación sectorial, temática, territorial y nacional existentes.

Las dos primeras movilizaciones ratifican la disposición del movimiento social y popular de dialogo con el Gobierno. Ratifican igualmente la negativa de Gobierno concertar y de garantizar derechos a las comunidades educativas y agrarias del país.

Tiene razón la UNEES al insistir en soluciones estructurales a la asfixia financiera de las IES Públicas. El reciente anuncio de gobierno sobre adicionar $500 mil millones es efectista, insuficiente y busca distraer la opinión del centro del debate: el esquema de financiación actual ha llevado a afectar la viabilidad de las IES, menoscabar su autonomía por la búsqueda de recursos a desmedro de la calidad educativa y condiciones dignas de dotación e infraestructura. La exigencia de adicionar 4.5 billones a la base presupuestal, condonar deudas del ICETEX y duplicar el presupuesto de Colciencias ataca realmente el problema, aunque no lo solucione definitivamente.

Por su parte, no es menos justa la lucha de COCCAM Norte de Santander y ASCAMCAT. El PNIS representa un avance que recoge las demandas del movimiento agrario para encontrar alternativas integrales de vida a las comunidades que cultivan plantas para uso ilícito. El campesinado catatumbero exige ser escuchado en su disposición de concertar una ruta de sustitución que implica se incluyan nuevos territorios al PNIS y rechaza la erradicación forzada con la nefastas implicaciones para las comunidades, territorios y medioambientales que trae consigo.

Ni el modelo educativo actual, ni la política de drogas han sido ni serán suficientes, pertinentes y mucho menos democráticas. Al contrario, se enmarcan en la orientación del campo colombiano y el sistema educativo a las necesidades de los grandes capitales nacionales e internacionales. Son resultado de acciones de disciplinamiento mediante la fuerza de la erradicación forzada, la aspersión o la militarización de los campus universitarios y el permanente señalamiento de terrorismo, financiación del narcotráfico, vandalismo.

Por su parte desde la Asamblea Legislativa Popular y de los Pueblos se Identificó como tarea central para modificar el balance desfavorable de la correlación de fuerzas para el campo popular y democrático, potenciar política y organizativamente el acumulado de lucha, movilización y articulación del movimiento social, que nos permita confrontar el sistema capitalista y el régimen de dominación, en una perspectiva de unidad estratégica, profundización de la movilización y construcción de poder popular.

Además, la Asamblea convoca, al pueblo colombiano a prepararnos para adelantar, en el primer semestre del próximo año, un paro nacional de carácter político.

La Coordinación Social y Política Marcha Patriótica como participe de estos escenarios de lucha y movilización social y popular alienta el esfuerzo de la UNEES, COCCAM, ASCAMCAT, MIA Catatumbo y la Asamblea Legislativa Popular y de los Pueblos. Los apoya, respalda y saluda pues son parte del renacer del movimiento popular en lucha por sus derechos en todo el país. Al Gobierno Duque le decimos con contundencia que estas son las primeras, más no las últimas jornadas de resistencia del campo popular ante la regresiva agenda que se anuncia de su parte. Esperamos tome el camino del diálogo y la respuesta sincera y positiva al movimiento social pues ese es el ánimo del campo popular y alternativo.

Coordinación Social y Política Marcha Patriótica

Pin It on Pinterest

Share This
Comunicación, Comunicados, Portada La Marcha Patriótica saluda, apoya y respalda la lucha de las comunidades campesinas del Catatumbo, el movimiento nacional por la defensa de la educación superior y la Asamblea Legislativa Popular y de los Pueblos