La coordinación política y social Marcha Patriótica, celebra junto al pueblo cubano los 67 años de esta fecha histórica para toda Nuestra América, cuando un excelso grupo de jóvenes decidió poner fin a la tiranía amalgamada por el imperialismo norteamericano. El asalto al cuartel Moncada se convirtió para siempre en la gesta que reabrió el sueño de independencia y libertad que Simón Bolívar y José Martí enarbolaron, hasta encontrar la gloria en cada gesta y en cada batalla que libraron, dejando hasta el último aliento de sus vidas.

Ningún país del tercer mundo volvió a ser el mismo. El joven Fidel Castro junto con su valeroso grupo rebelde, llenaron de vigor y energía a las generaciones de hombres y mujeres con pensamiento libre en la difícil tarea de emancipar a la humanidad de la explotación, del hambre, y del obsecuente colonialismo. La dignidad ante la barbarie, la respuesta rebelde ante la miseria, y la demostración de la fuerza titánica de las gentes del común, de la inconformidad, se erigió como prosa en la métrica de la lucha popular, con matiz propio y rostro americano.

El pueblo colombiano debe a Cuba su solidaridad, y mucho más, debe el arrullo y el abrazo en los tiempos de tinieblas de la guerra, cuando su brazo amigo se extendió para hacer brillar un nuevo horizonte. El mundo debe a Cuba su compromiso con la humanidad, que no tiene límites, ni ideologías, ni fronteras, como queda demostrado con sus manifestaciones de afecto y solidaridad concreta para enfrentar la pandemia de la COVID19, y como lo ha hecho enfrentando el virus del ébola en el continente africano.

Sabemos que el pueblo cubano y su gobierno quieren la paz para Colombia y para Nuestra América. Hoy les decimos que no seremos inferiores a su apoyo incondicional, lucharemos con desdén para construir otra Colombia, con justicia social, con democracia, con soberanía y con derechos para toda la población. No puede ser otra la contrapartida, aunque la dinámica de la libertad signifique caer, levantarse, caer y levantarse nuevamente.

Las generaciones que hemos conocido la gesta revolucionaria de la juventud rebelde cubana, hemos aprendido de su arrojo para transitar las peores tormentas políticas, con la fuerza transgresora que repele el torniquete injusto e inmoral del imperialismo, ante el bloqueo económico y la difamación cobarde.

Gracias Cuba, hoy les pensamos y les abrazamos, con el recuerdo vivo de Fidel, de Frank País y de todo un pueblo que supo poner fin al oprobio de la dictadura y se levantó con amor y dignidad para liderar la Revolución, la más hermosa de las gestas que puede emprender un ser humano. Las hijas y los hijos de Bolívar seguimos en pie con ese ejemplo.

¡Por la segunda y definitiva independencia!

Oficina de Relaciones Internacionales

Coordinación Política y Social Marcha Patriótica

Pin It on Pinterest

Share This
Comunicación Noticias ¡Siempre es 26! 67 años de rebeldía y dignidad del pueblo cubano